¿Airin en Wondertopia?

Y os preguntaréis… ¿A qué viene este nombre tan raro y rebuscado?

Pues bien, creo que más o menos me refleja en cómo soy ahora. Por una parte, siempre he sido rebuscada en la elección de nombres y cosas que me representen como el fondo de twitter, las imágenes de perfil de las distintas redes sociales, los nicks de los foros a los que me registraba (normalmente para descargarme cosas, XD). Es como si quisiera que abarcara muchos significados a la vez, así que voy a explicar el por qué del nombre de este blog.

En este caso Airin soy yo. Vendría a ser la pronunciación inglesa de Irene. Esto es porque por una parte me resulta raro y violento poner mi nombre de título del blog… no se, como que queda mal, me siento desnuda, jajaja. Otras posibles opciones era ponerlo en japonés o poner un mote pero… no me convencían. Al final he optado por Airin porque, curiosamente, aunque mi nombre es fácil de pronunciar en japonés, el caso es que cuando me presento nunca me entienden bien y se lo tengo que escribir en algún lado para que me entiendan (esto me pasa tanto con los japoneses como con los otros extranjeros de por aquí). Pues bien, si escribo mi nombre en katakana (イレネ), lo pronuncian bien, pero si lo escribo normal, en romaji, leen la pronunciación inglesa. Con el tiempo me he dado cuenta de que es porque las “IRENE” que han pasado por aquí eran de países de habla inglesa, y entonces tienen esa pronunciación asociada a mi nombre. En fin.. no es que me moleste, pero prefiero mi nombre en Español 😛 . Luego están los que confunden Irene con Elena -otra chica alemana que también está en mi clase- y me llaman aleatoriamente por uno de los dos nombres, como les salga en ese momento, jajaja.

¿Y Wondertopia? En un principio pensé en Wonderland. Porque siempre me ha gustado Alicia en el País de las Maravillas y porque me siento un poco como ella: maravillada, desubicada, a veces asustada, perdida… Parece que me hubiera metido en una madriguera y al salir todo funcionara al revés de como lo conocía. Todo es curioso, maravilloso y extraño.

Imagen1

Pensé en Wonderland también porque, al fin y al cabo, estoy donde siempre quise estar, haciendo lo que quiero hacer y me pagan por ello. ¿Hay algo mejor? Pero la realidad es que siempre y hasta hace un tiempo, he tenido idealizado Japón (como muchos otros “otakus”). No sabría decir hasta cuando, puesto que supongo que en algunas cosas todavía lo idealizo. Pero la verdad es que poco a poco, desde hace unos 4 o 5 años, he ido viendo a Japón no como el lugar idílico y utópico para vivir de todo otaku: con lolitas, videojuegos, mangas baratos, estrellas j-pop saliendo cada semana y demás. Sino como un país que me gusta mucho más allá del anime, las geishas, los samurais y todos los tópicos que hay formados alrededor. Me fui dando cuenta de que aprecio realmente la historia, el arte, la literatura clásica, la forma de vida y las costumbres japonesas.

Pero del mismo modo que penetrar en la cultura me hizo admirar ciertos puntos, también me hizo cuestionarme otros. Ya no lo veo todo tan perfecto, como un modelo a seguir. Hay cosas que sí, pero hay muchas otras cosas que no (y que ya iré explicando con el tiempo). Entonces el nombre Wondertopia viene de eso: estoy en mi Wonderland, en mí país de las maravillas (con lo bueno y con lo malo); pero soy consciente de que estoy en proceso de desenamoramiento del “Japón utópico” que había en mi cabeza hace mucho mucho tiempo, desde que era una niña.

Imagen2

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s